LA GRAN ESTAFA

Algo anda mal en la cabeza de los uruguayos: ANCAP, la mayor estafa de todos los tiempos que ha sufrido nuestro pueblo, nos generó un vicepresidente, un intendente de Montevideo y un candidato a Presidente…

Por Nery Pinatto

Según reconoció el Gerente encargado de las plantas de Cemento Portland que tiene Ancap (una en Paysandú y otra en Minas) en la Comisión Investigadora del Senado, en el 2007 se elaboró un plan estratégico por el que se invertirían 118 millones de dólares en reformas y mejoras. 118 millones de dólares es mucha plata.

Pues bien, le erraron en el cálculo y en lugar de esa suma, Ancap destinó 251 millones de dólares. Si, más del doble.

En cualquier empresa que hace un plan y decide una inversión, si la misma cuesta más del doble se llama a responsabilidad a quienes cometieron ese error. Pero eso no es todo, porque con el paso de las confesiones nos enteramos de dos hechos aún más graves.

El primero, que Ancap todavía planea destinar 230 millones de dólares más a las plantas de Cemento Portland. Si, 481 millones de dólares en lugar de los 118 millones que estimaba se debía invertir!

El segundo hecho es igual de insólito. Preguntado sobre si se estaba cumpliendo el objetivo de dejar de perder dinero, reconoció que no. Según informó, además de haber destinado 251 millones de dólares, las plantas perdieron el año 2014 unos 29 millones de dólares, el 2015 perdieron 22 millones y en el 2016 otros 12 millones de dólares! Y así siguió por lo menos hasta este 2020. Sublime…

Pero hay más.

Ancap también se embarcó en una inversión en una planta de cal en Treinta y Tres. En su plan estimaba que la inversión costaría 45 millones de dólares. Pero finalmente costó 147 millones de dólares.

Preguntado sobre si se estaban obteniendo ganancias, volvió a reiterar lo mismo que con las plantas de Portland: no.

Además nos encontramos con que en el año 2014 se pagaron 7 millones de dólares por multas por que se había comprometido un material de una calidad distinta al que se produce. En el 2015 se mejoró y se estiman las multas a pagar fueron de ¡2 millones de dólares!

También se reconoció que la Planta Desulfurizadora de La Teja costó 421 millones de dólares. En algo que parece ser recurrente, el estimativo de costo era de 80 millones (es decir, costó más de cuatro veces más de lo que se proyectó). Y aquí un asterisco: estaban tan felices con la presencia de la Kirchner que vean ustedes cuánto gastaron en la fiesta de inauguración (todos los costos son en dólares):

Alquiler de Carpas: 122.450

Catering: 92.750

Alquiler de Mobiliario: 71.043

Audio: 25.600

Alquiler de Baños químicos: 19.450

Traslados: 15.429

Limpieza: 14.550

Honorarios empresa organizadora: 11.350

Costos de promoción: 690.000

TOTAL: U$S 1.051.272

 

Pero hay más noticias para este boletín.

El Directorio de Ancap nos informó que la Planta Regasificadora que estaba construyendo con la UTE a través de Gas Sayago era uno de los proyectos más importantes que tenía el ente. Luego nos enteramos que se rescindió el contrato con la empresa constructora y se le cobrará una multa de 100 millones de dólares. Bien. Sin embargo, los directores de Ancap reconocieron que tan sólo en dragado y conexión de gasoducto fueron gastados por el Estado Uruguayo otros 140 millones de dólares. Es decir, ya el Estado tiene una pérdida de 40 millones de dólares, sin ningún avance significativo. Ah, y a eso hay que sumarle que perdimos el juicio con OAS por unos 160 millones de dólares. Total de pérdidas por nada: 200 millones. A lo que hay que sumarles los millones por salarios altísimos de los jerarcas de una empresa que jamás produjo un solo m3 de gas…

Ah, y la planta de ALUR en Paysandú debió costar 40 millones según informó en el Parlamento un Ingeniero uruguayo especialista en armar esas fábricas en Matto Grosso, pero no: salió finalmente 147 millones de dólares.

Al final, entre precios iniciales y costos finales, HUBO UNA DIFERENCIA DE CASI 1000 MILLONES DE DÓLARES!

Dicen que las cometas son para la primavera…

Pero la estafa sufrida por los uruguayos no para acá.

  • El Estafa (Antel) Arena debió costar 23 millones; costó 110.

 

  • El tren de UPM debió costar no más de 180 millones entre infraestructura y salarios de los obreros (calculando un gran salario de 2000 dólares mensuales en promedio para los trabajadores). Costará 2200 millones, a un promedio de 9 millones de dólares por km de vía.

 

  • PLUNA nos costó 360 millones y nos quedamos sin nada…

 

  • ALGUNOS DATOS SOBRE GASTOS INSÓLITOS DEL ESTADO PROGRESISTA (según CGN año 2016, en dólares)

Limpieza, aseo y fumigación  67.100.000

Servicios de vigilancia y custodia  54.200.000

Viáticos dentro del país  45.900.000

Costo de pinturas  36.200.000

Gastos extraordinarios, profesionales y técnicos  32.500.000

Pérdidas de juicios e indemnizaciones  21.300.000

Costo en teléfonos e informática  21.500.000

Viáticos en el exterior  17.200.000

Prendas de vestir  11.600.000 (compradas a la dictadura comunista china al mismo tiempo en que la industria textil uruguaya pierde 50% de sus empleos)

 

  • EL ESTADO MÁS MÓVIL DEL MUNDO

Casi 15.000 vehículos componen la flota gubernamental; cuando comenzaron los gobiernos frentistas (1º de marzo del 2005) eran 3.395. Así también, el consumo de combustibles pasó de 16 millones de litros por año a 47 millones en el mismo período.

 

  • LA DEUDA ETERNA

DEUDA PÚBLICA, interna y externa: 38320 millones.

DEUDA PRIVADA, interna y externa: 37229 millones.

TOTAL DEUDA PÚBLICA Y PRIVADA de URUGUAY, interna y externa: 75549 millones.

SI SE SUMAN LOS INTERESES A PAGAR DE LA DEUDA PÚBLICA: 95940 millones.

FALTAN LOS INTERESES A PAGAR DE LA DEUDA PRIVADA.

EL TOTAL ESTIMADO ES MÁS DE 110.000 millones de  dólares.

 

  • DESPOBLAMIENTO DEL CAMPO Y EXTRANJERIZACIÓN DE LA TIERRA.

Desde 1963 a 2005 se iban en promedio 5 personas por día del campo y la extranjerización de la tierra alcanzó el 16%. Desde que comenzó la “era frentista” en el poder hasta su fin el éxodo campesino trepó a 34 personas por día (700% de aumento) y la extranjerización de la tierra a 53 %. Los números son tan fríos como contundentes, pero no revelan el sufrimiento humano: adónde fueron a parar los miles de compatriotas que vivían de su propia tierra?

 

“Lo importante no es lo que sabemos, sino lo que no sabemos pero damos por cierto”

Mark Twain

Compartir

Deje un comentario